Hace poco ya platicamos en este blog sobre integración de proveedores, además de compartir algunos ejemplos de grandes armadoras automotrices que incentivan y cuidan el compromiso que tienen sus proveedores para con ellos. Cada una de estas empresas conoce el valor de contar con un aliado dispuesto a trabajar por una meta común, compartiendo riesgos y beneficios, así como contribuyendo al desarrollo mutuo.

Construir ese compromiso puede impactar positivamente al desempeño y las métricas de cada uno de los involucrados, convirtiéndose así en una estrategia a considerar con detenimiento y profundidad. El tiempo y esfuerzo que se dedique a esta meta se verá reflejado en múltiples áreas de la empresa y para ilustrar mejor el punto, veamos algunos Beneficios que aporta un proveedor comprometido.

 

Costos

Quizá de las métricas más importantes en un negocio, la variación en el tema de costos es un factor que puede verse altamente beneficiado si es que se cuenta con un proveedor -o proveedores- comprometidos con la causa de quien los contrata, sus estándares de calidad, así como su visión a futuro para satisfacer a sus clientes.

Muchas empresas encuentran sus mayores posibilidades de ahorro al revisar su cadena de suministros, la información detectada sobre los proveedores y sus capacidades (pasadas, presentes y futuras) puede ayudar a mejorar los procesos que finalmente provocan los costos de ambas compañías.

Contar con el compromiso de un proveedor facilita la captura de información transparente y útil que puede llevar a eliminar catalizadores de gastos innecesarios o por encima de lo esperado, al eliminar esos catalizadores se pueden buscar alternativas que produzcan resultados sostenibles y de mayor valor para los consumidores.

 

Calidad

Todo proveedor debe enfocar sus esfuerzos en la calidad de sus productos y la calidad en conjunto que desarrolla con sus clientes. La suma de ambos esfuerzos tendría que buscar cada vez más la satisfacción del cliente final, así como de los clientes internos de cada compañía.

Una relación de compromiso mutuo puede evitar problemas como el reenvío de materiales, incremento de inventarios o trabajo doble causado por fallas en los productos. El proveedor que apoya a su cliente durante revisiones de calidad o resistencia, en la etapa de diseño o al momento en que se presente alguna dificultad o insatisfacción por parte del cliente, es un proveedor que no sólo se está preocupando por la calidad de su producto, sino por la calidad del producto de su cliente y, por extensión, de la satisfacción del cliente final.

Mientras más dependa una compañía del trabajo de sus proveedores, el factor de calidad se vuelve más crítico y, por ende, el nivel de compromiso requerido es mayor.

 

En la segunda parte de este artículo revisaremos otras dos áreas en las que un proveedor afecta positivamente como resultado de una actitud de compromiso, Tiempo y Tecnología.

¡No olvides suscribirte a nuestro newsletter para recibir noticias, artículos y contenido de calidad para ti!
¿Te gustó el artículo? ¡Déjanos tus comentarios en la parte inferior!